Categoría: Discriminación

Discriminación por obesidad en el ámbito laboral, ¿es delito? 0

Discriminación por obesidad en el ámbito laboral, ¿es delito?

      La discriminación por obesidad en el ámbito laboral es una dificultad con la que se encuentra cierto sector de la población a la hora de ocupar determinados puestos de trabajo, especialmente aquellos que se realizan de cara al público. La moda actual se rige por unas tendencias donde la delgadez extrema es lo que impera y el aspecto exterior prevalece en puestos donde apenas se mira la capacitación de la persona.        Recientemente acaba de publicarse un estudio donde se ha analizado en qué grado afecta esta discriminación que sufren las personas con sobrepeso. De hecho, el informe destaca que estas situaciones provocan que estas personas engorden más debido al estrés que sufren, perjudicando así su salud. Por este motivo, además de por la evidente discriminación a causa de una cuestión física, algunos expertos consideran que estas acciones deberían tratarse de la misma forma que el racismo o la violencia de género.        En nuestro país, este tipo de discriminaciones se recogen en el ámbito penal, en concreto en el artículo 314, del Código Penal, donde dentro de los delitos contra los derechos de los trabajadores se incluyen aquellos “que produzcan una grave discriminación en el empleo, público o privado, contra alguna persona por razón de su ideología, religión o creencias, su pertenencia a una etnia, raza o nación, su sexo, orientación sexual, situación familiar, enfermedad o minusvalía, por ostentar la representación legal o sindical de los trabajadores, por el parentesco con otros trabajadores de la empresa o por el uso de alguna de las lenguas oficiales dentro del Estado español, y no restablezcan la situación de igualdad ante la ley tras requerimiento o sanción administrativa, reparando los daños económicos que se hayan derivado”. Además, se establece una pena de prisión de seis meses a dos años o multa de 12 a 24 meses.       En el Estatuto de los Trabajadores (Real Decreto Legislativo 1/1195, de 24 de marzo), esta discriminación también se contempla en varios de sus artículos. En el artículo 4, por ejemplo, se prohíbe la discriminación directa o indirecta a la hora de acceder a un puesto de trabajo por motivos raciales o étnicos, “entre otros”, por lo tanto se incluye el problema del sobrepeso. Y en su artículo 17, se establecen como nulos los reglamentos, las cláusulas de los convenios o las cláusulas del empresario que introduzcan discriminaciones directas o indirectas por cuestiones raciales o étnicas, entre otras.  Así, si a la hora de buscar trabajo una persona es descartada por su peso o dentro del ámbito laboral, es decir, ya trabajando, recibe discriminación por esta condición, puede emprender acciones legales.    Cualquier duda sobre aspectos laborales se puede efectuar a abogados especializados en la materia en Legadoo.com